Esta página necesita JavaScript para funcionar.
Política de cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.
CAT ES

La calidad no se manufactura, se mima.

Barra artesana de medio

Barra artesana de medio

.

Barra artesana de cuarto

Barra artesana de cuarto

.

Barra multicereales

Barra multicereales

.

Barra La Nostra

Barra La Nostra

.

Barra 100% integral

Barra 100% integral

Hecha con masa madre integral y harina integral

Barra Vall d’Or

Barra Vall d’Or

.

Barra de Viena

Barra de Viena

.

Barra de espelta

Barra de espelta

.

Flautín

Flautín

.

Chusco de espelta

Chusco de espelta

Chusco 100% integral

Chusco 100% integral

Hecho con masa madre integral y harina integral

Chusco multicereales

Chusco multicereales

Chusco de sarraceno

Chusco de sarraceno

Chusco de centeno

Chusco de centeno

Chusco de chia

Chusco de chia

Pan de payés

Pan de payés

Panecillo de Frankfurt

Panecillo de Frankfurt

Pan de agua

Pan de agua

Pan de molde

Pan de molde

Pan de aceite

Pan de aceite

.

Barrote multicereales

Barrote multicereales

.

Barrote de centeno

Barrote de centeno

.

Panecillo de hamburguesa

Panecillo de hamburguesa

.

Molde multicereales

Molde multicereales

.

Chusco Bonaparte

Chusco Bonaparte

.

Sobre nuestros panes... 


Todo nuestro pan es biológico. Las harinas que utilizamos para hacerlo se obtienen de un trigo que no ha sido modificado genéticamente.

Antes de hacer pan, debes crear su alma. Elaboramos nuestra propia masa madre levain sin ningún aditivo.

Ingredientes de calidad y proximidad. Solo utilizamos harinas de proximidad. El agua que utilizamos en nuestras masas ha sido previamente tratada y purificada para evitar la cal y el sabor a cloro. De esta manera, conseguimos un pan 100% natural.

Lo que no fermenta fuera, fermenta dentro. Tenemos diferentes tipos de masa. Por ello, utilizamos diferentes tiempos de pre fermentación y conseguimos más sabor, aroma, durabilidad y valor nutricional. Nuestros panes llegan a fermentar hasta 24 horas, hecho que hace disminuir notablemente los niveles de azúcar y gluten, consiguiendo un pan mucho más saludable y digestivo. El pan que no fermente durante su proceso de elaboración, fermentará dentro de nuestro estómago, provocando, a la larga, complicaciones digestivas.

Las máquinas no tienen sensibilidad. Dividimos y formamos la masa solo con las manos, porque sabemos que si no las tocamos correctamente pueden romperse y desgasificarse.

Los pequeños detalles son los que cuentan. Hacemos la última fermentación sobre maderas de pino rojo, roble y nogal. La humedad se transmite a la madera y la fermentación final es mucho más natural.

Las manos son nuestra mejor herramienta, pero no la única. Utilizamos hornos de piedra porque así la costra es mucho más crujiente. Además, mejora el aroma y la uniformidad del acabado, y evitamos contaminación de sabores.